POLARIS HAWKEYE 300 2×4 2005

📌 Este artículo está extraído de la web quadszone.com. Su autor es Toni Giménez, creador de dicha web.

POLARIS HAWKEYE 300 2×4 2005

🔴 Llega un nuevo referente al sector de iniciación, un quad pionero en el liderazgo tecnológico gracias a su suspensión independiente y las herencia de los mejores atributos de la saga Sportsman como su tarjeta de presentación y la calidad como caballo de batalla. Llega el Hawkeye.

🔴 Si hay un mercado que ha crecido a pasos agigantados en los últimos tiempos en lo que a quads se refiere, ha sido sin duda alguna el del segmento de iniciación, aquel destinado a los usuarios que empiezan con este tipo de vehículos y son sensatos con la cilindrada que les corresponde para no llevarse sustos o a los que el presupuesto les resulta algo más ajustado como para poder acceder a los modelos de gama media. Conscientes de ello, en Polaris han decidido apostar fuerte por un sector que reclama un 25% del volumen total de ventas dentro de las diferentes categorías del quad.
🔴 El año 2006 es el destinado a presentar en sociedad al Hawkeye 300, un modelo de iniciación, con 300 cc que pueden parecer pocos pero con numerosas innovaciones que hacen que la calidad sea el caballo de batalla y la tarjeta de presentación del nuevo producto de la factoría Polaris con el fin de ponerse al frente de esta reñida categoría.

🔴 Liderazgo tecnológico: pese a su escasa cilindrada, el Hawkeye entra por la puerta grande y con paso firme para marcar ser una nueva referencia. La imagen general, es nueva pero no esconde sus orígenes en el resto de la gama Sportsman y para este quad de iniciación se introducen mejoras y novedades que no pasarán desapercibidas para ningún usuario.

🔴 En primer lugar, el Hawkeye es el primer quad en su segmento que introduce la suspensión trasera independiente denominada IRS con un conjunto de dobles trapecios en los que los superiores no soportan la carga sino que este trabajo queda encomendado a los inferiores. Los amortiguadores son regulables en precarga y gozan de una barra de torsión estándar mientras que el sistema delantero corre a cargo del tradicional McPherson con muelles regulables en precarga.

🔴 El motor también es totalmente nuevo, con 299 cc refrigerados por aire y aceite en el que se ha buscado eliminar los fallos históricos que achacan otros modelos de la saga como son el desgaste prematuro de las correas de transmisión y el embrague. Un nuevo bloque sellado, exento de tubos de aceite exteriores, pues toda la comunicación de este elemento es interna hacen que el motor sea una nueva referencia dentro del buen hacer de Polaris. El embrague de arranque también se ha integrado dentro del motor y gracias a su nuevo diseño, se beneficia de un rendimiento mejorado y elimina la necesidad de una transmisión de 2 velocidades, facilitando entre otras cosas, la conducción a bajas velocidades.

🔴 Otro de los elementos que aparecen como novedad es el sistema de frenos. Si bien Polaris siempre ha sido fiel a instalar en sus quads el conjunto de frenada integral accionada desde una monomaneta o el pedal de freno, en esta ocasión, desde una única bomba de freno se permite diferenciar entre la frenada a las 4 ruedas si pulsamos la maneta del manillar o sólo al eje trasero si lo hacemos desde el pedal derecho.

🔴 El sistema eléctrico también recibe mejoras generales y ahora es similar al del Predator y también cabe destacar la instalación de unos nuevos silent blocks en la dirección y en los reposapiés que eliminan las vibraciones del quad.

🔴 Equipación: la verdad es que el nuevo Hawkeye en todo momento aparenta ser un Sportsman en pequeñito pero con todas las virtudes que se atribuyen a la saga. En la parte frontal se ha instalado un baúl que nos permitirá llevar carga extra sin ningún problema, mientras que la parrilla trasera opta por utilizar el sistema lock&ride que instauró Polaris durante la renovación de sus modelos en la temporada 2005 y que permite añadir los accesorios propios de la marca en un tiempo récord de instalación y sin tener que añadir más soportes ni fijaciones extras. De esta forma, si optamos por adquirir una maleta específica para este modelo, el tiempo para fijarla a la parrilla puede no ser superior a un minuto.

🔴 La carrocería es cerrada igual que en un buen atv pese a que el Hawkeye recibe una orientación deportiva. La capacidad de carga se cifra en unos nada despreciables 77 kgs. El depósito de combustible no ha escatimado esfuerzos a la hora de echar litros y con nada más y nada menos que 17 de ellos, se estima que la autonomía media alcanza los 160 kms, una cifra que permite afrontar la gran mayoría de excursiones sin tener que repostar en ningún momento o siempre por detrás del grupo que nos acompañe. Curiosamente, el Hawkeye no dispone de grifo de reserva pero incorpora un indicador de nivel de combustible mecánico sobre el depósito.

🔴 Y en cuanto al panel de instrumentos, la consola central aloja un marcador digital de buenas dimensiones que ofrecen información clara y precisa de la velocidad instantánea y los kilómetros totales y los parciales. Curiosamente, en las unidades probadas, la información que ofrecía el display se indicaba sólo en millas por hora y en lugar de kilómetros también aparecía el dato en millas pero es debido a que para cambiar las funciones se debe hacer desde el botón de Reverse/Override y con la palanca de cambio en posición de N o F, algo que no nos dio tiempo a comprobar.

🔴 Los testigos luminosos que acompañan al display digital son los correspondientes al punto muerto y la marcha atrás porque el resto de indicadores a los que estamos acostumbrados están situados en una novedosa piña de interruptores en la maneta izquierda en los que se acaban de instalar los correspondientes a todo lo necesario para la homologación europea, es decir, luz de corta, larga e intermitentes a ambos lados además del pulsador para accionar el warning (los 4 intermitentes a la vez) o el claxon.

🔴 Sobre la marcha: sin duda que en la actualidad todos los fabricantes de quads han empezado a subir el listón para aumentar la calidad de sus productos, pero las mejoras siempre se han centrado especialmente en los modelos de cilindrada media/alta, siendo los de iniciación un paso intermedio en los se nota, ya no una falta de interés hacia el producto, sino quizás una necesidad imperiosa de ofrecer un vehículo más económico al usuario con las desventajas generales que ello conlleva.

🔴 Con el Hawkeye se podría decir que de alguna manera se ha roto ese molde a costa de pagar lo que realmente valen las cosas. Todo lo anunciado por Polaris se deja notar al conducir el pequeño Hawkeye. El arranque es similar al de un coche, con sólo girar la llave y accionando el estárter si fuera necesario. La lectura de la información obtenida del cuentakilómetros es muy fácil de ver aunque no conseguimos hacer cambiar los datos que nos facilitaba en millas/hora por desconocimiento con el sistema. La piña de la izquierda con el resto de testigos luminosos es muy llamativa y acertada.
🔴 Por el contrario, el indicador de nivel de combustible es totalmente impreciso si el quad está en marcha y tan sólo obtendremos una lectura fiable si el vehículo está parado y en plano.

🔴 La posición de conducción resulta muy cómoda y pese a ser un quad pequeño, los pilotos más grandes se podrán subir sin problemas. El asiento tiene un mullido estupendo para realizar grandes rutas y una vez en marcha se aprecia realmente la instalación del nuevo sistema de silent bloks en la dirección y los reposapiés que minimizan el nivel de vibraciones que llegan a nuestros brazos y pies aunque ahora se notan con mayor intensidad en la parte trasera del quad, sobre todo, bajo el asiento.

🔴 La palanca de accionamiento de las marchas (L – N – R) ha recibido mejoras para suavizar su accionamiento pero aun así nos pareció todavía algo dura de manejar. El motor rinde bien, la salida es buena y a partir de aquí tiene un momento en que se revoluciona mucho (típico de los cambios automáticos) y parece que no anda pero enseguida empieza a desarrollar todo lo que nos puede ofrecer.
🔴 Polaris cifra en unos 72 kms/h la velocidad punta de este modelo que se alcanzan en pistas muy largas que nos permitan dejar trabajar el motor libremente durante el tiempo que necesite y con el gatillo apretado hasta el fondo. En pistas reviradas será donde le saquemos todo el jugo a este vehículo pues sus contenidas dimensiones lo hacen muy divertido de llevar de una curva a otra y su escasa cilindrada te permite llevarlo prácticamente siempre a fondo.

🔴 La amortiguación es muy cómoda y se traga casi todo sin rechistar, ayudada también por el gran sillín que ofrece un confort extra tal y como hemos apuntado y el paso por curva se realiza sin extraños y en la trayectoria elegida pero olvidándonos de hacer derrapar el tren trasero porque no hay tanta potencia para ello y sin olvidar que Polaris monta en casi todos sus modelos neumáticos Maxxis que ofrecen un agarre superior al resto de gomas convencionales y son las grandes culpables de que la adherencia no se pierda bajo ningún concepto.

🔴 Y los frenos también se dejan notar en este quad. La frenada integral accionada desde la maneta delantera ofrece un rendimiento muy enérgico para detener el vehículo aunque a diferencia de otros atv de Polaris en los que la potencia se reparte prácticamente al 50%, aquí se aprecia claramente como las ruedas delanteras reciben ayuda extra mientras que si sólo accionamos el tren trasero pisando el pedal de freno, un poco más de mordida no le vendría mal para poder bloquear a gusto del piloto.

🔴 Conclusiones: personalmente me decanto a pronunciarme sin duda alguna que en Polaris han conseguido su propósito de conseguir el quad de iniciación más prestigioso del mercado, con una calidad general muy superior a la de sus competidores. No será de extrañar que este modelo pase a ser el nuevo referente de los profesionales que se dedican al sector del alquiler de quads porque se ha conseguido un que el Hawkeye sea muy robusto, equilibrado y fácil de conducir.

🔴 Tiene las virtudes de los grandes atv´s y sólo se le echa en falta más empuje del motor, ya que su parte ciclo y condiciones generales pueden con mucho más. En su contra, tan sólo el precio, superior en la misma medida que la calidad que ofrece, puede ser un lastre a la hora de adquirir esta pequeña joya indicada para los que busquen iniciarse en el mundo del quad con un presupuesto ajustado que no les permita llegar a las cilindradas medias o para los que tengan claro que con el Hawkeye van a satisfacer sus necesidades de cilindrada con todo lujo de detalles.

🔴 Los rivales: aunque en la actualidad son muchos los modelos que buscan hacerse con un hueco en las cilindradas de iniciación, sobre todo por parte de los fabricantes asiáticos, destacamos especialmente al Kymco MXU 300 por compartir cilindrada y similitud de medidas pues el de Taiwan también resulta contenido en sus cotas generales. Visto uno contra el otro, a favor de Kymco hay que destacar la incorporación de una marcha reductora para los momentos más difíciles (aunque del Hawkeye existe una versión 4×4) y el aumento de calidad ofrecida en esta versión.
🔴 Sin embargo, el de Polaris pone el listón un poco más alto con su cofre delantero y acabados generales mientras que la suspensión independiente del Hawkeye se muestra claramente superior al eje rígido del MXU y el confort general también se va para Polaris. Los amortiguadores delanteros del MXU tienen un tacto más seco y duro.

🔴 Por otro lado, a su favor hay que destacar uno de los argumentos de compra preferidos por los posibles compradores: el precio. El MXU 300 cuesta 4.280 euros frente a los 6.299 del Hawkeye, una diferencia más que notable que no todo el mundo está dispuesto a asumir, aunque el nivel de calidad y la tecnología aplicada sean superiores en el modelo de Polaris.

🔧 FICHA TÉCNICA
Motor 4 Tiempos
Cilindrada 299 cc.
POTENCIA MÁX.
(SEGÚN FABRICANTE) –
REFRIGERACIÓN Por aire y aceite
DISTRIBUCIÓN –
ENCENDIDO CDI
ARRANQUE Eléctrico y manual
ALIMENTACIÓN Carburador Mikuni 34mm CV
ESTÁRTER Sí
TRANSMISIÓN
EMBRAGUE –
CAJA DE CAMBIOS Automático PVT
MARCHA ATRÁS Sí
REDUCTORA No
TIPO DE TRACCIÓN Trasera
TRANSMISIÓN Final Cardan
CICLO
BASTIDOR / MATERIAL Tubular de acero
SUSPENSIÓN DELANTERA / TRASERA Mc Pherson con 17,8 cm de recorrido / Independiente sobre trapecios y amortiguadores regulables en precarga
RECORRIDO DELANTERO / TRASERO 178 / 203 mm
FRENO DELATERO / TRASERO Disco hidráulico con una sola palanca con freno posterior hidráulico de pie
NEUMÁTICOS DELANTEROS / TRASEROS 22×7-12 / 22×10-12
DIMENSIONES Y PESO
LARGO X ANCHO X ALTO –
DISTANCIA ENTRE EJES –
ALTURA DEL ASIENTO 813 mm
DISTANCIA MÍNIMA AL SUELO 178 mm
PESO DECLARADO 235,9 Kg
EQUIPAMIENTO
INSTRUMENTACIÓN Reloj digital con funciones de velocímetro y trip odómetro. Testigos luminosos para luces largas e intermitencias en la piña de interruptores y de neutro y marcha atrás en el centro del manillar.
DEPÓSITO DE COMBUSTIBLE 17 litros
FRENO DE ESTACIONAMIENTO Sí
LLAVE DE PASO DEPÓSITO No
COLORES DISPONIBLES Rojo/Negro
GARANTÍA PIEZAS Y MANO DE OBRA 2 años
PRECIO 6.300 € (IVA y kit de homologación incl.)
HOMOLOGADO PARA 1 persona

Acerca de autoquad

también puedes ver

YAMAHA RAPTOR 660R 2004

 Este artículo está extraído de la web quadszone.com. Su Webmaster es Toni Giménez, y el …

SUZUKI VINSON 500 2002

 Este artículo está extraído de la web quadszone.com. Su autor es Toni Giménez, creador de …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Larutadelquad

GRATIS
VER