YAMAHA BANSHEE 350

📌 Este artículo está extraído de la web quadszone.com. Su autor es Toni Giménez, creador de dicha web.

YAMAHA BANSHEE 350

🔴 El Banshee es un quad legendario y carismático al que no parece que le hagan mella los años. A pesar de que la competencia sube fuerte y que los motores de 4 tiempos van ganando adeptos sin concesión, se puede afirmar que esta máquina dará que hablar durante muchos años. Si te gustan los motores de 2 tiempos, buscas aceleraciones brutales y derrapadas incontrolables, encontrarás en el Banshee tu mejor aliado.
 
🔧 FICHA TÉCNICA
• Motor: 2 tiempos, 2 cilindros en línea
• Cilindrada: 350 cc
• Cambio: manual con 6 marchas
• Arranque: a pedal
• Longitud total: 1.855 mm
• Depósito: 12 litros
• Refrigeración: líquida
• Peso: 175 kg
• Precio: 7.000 euros (sin matricular)
 
🔴 Partidarios y detractores de los motores 2 tiempos tendrán que coincidir en que el Banshee es un quad único, pensado para quemar adrenalina en todos sus aspectos.
🔴 Y es que el Banshee, aún desde su decadencia por la normativa antipolución que favorece a los 4 tiempos sigue siendo una propuesta firme en cualquier competición que se realice e incluso superior dependiendo del tipo de trazado.
🔴 Este quad dista mucho de ser el ideal para el usuario, los años y su falta de renovación han ido haciendo mella en el mito, cosa que no ha pasado con otros modelos como el Warrior, pero incluso así se trata un misil de montaña que requiere un tiempo de adaptación para sacarle el máximo partido. Y es que el Banshee no se conduce: se pilota. Su motor, más que conocido de la RD 350 que tanto dio que hablar es el encargado de empujar esta máquina hasta donde le pidamos, porque parece que no se acaba nunca.
🔴 No es el quad que me compraría, yo tengo otro tipo de conducción, pero si lo que quieres es descubrir nuevas sensaciones al manillar de un quad, el Banshee es el tuyo. Su comportamiento es noble, pero es que el motor lo supera, no admite medias tintas, o vas por faena o te quedas en casa. No te permite ir despacio y darte unos paseos porque abajo no tiene “nada”. Ahora bien, cuando abres el gas y aflora toda la caballería más vale que te cojas bien al manillar porque es como si estuvieras parado en el arcén y un camión impactase por detrás de ti, el Banshee da unas “patadas” de miedo, hay que tenerlos muy bien puestos para engranar una marcha tras otra sin cortar el gas ya que este motor parece no tener fin.
🔴 Luego viene la parte graciosa, cuando tienes que frenarlo, porque los frenos van muy bien pero es posible que, sin ser consciente, vayas más rápido de lo que creías, entonces es cuando te das cuenta que este motor no retiene nada de nada, lo que origina que entres colado en las curvas con relativa facilidad y que, cuando le abres el gas para enderezarlo, el tren trasero en seguida pide paso al delantero y te puedes quedar mirando a los que venían detrás de ti.
🔴 Lo dicho: es un quad de sensaciones puras, que requiere un poco de rodaje por parte cualquier usuario normal, porque cuando lo empiezas a tener por la mano, se puede rodar a ritmos de vértigo. Recuerdo haber visto en una comparativa contra el Raptor de una revista americana las cifras de aceleración del Banshee y todavía le metía unas décimas al quad de 4 tiempos. Si contamos que el Raptor tracciona desde prácticamente el ralentí, os podéis hacer una idea de cómo entra la potencia en este quad.
🔴 Como he comentado antes, los frenos van muy bien. El Banshee lleva dos discos delanteros y uno trasero que cumplen a la perfección con su trabajo. La misma puntuación hay que ponerle a los amortiguadores, que en su parte delantera llevan 5 posiciones para regularlos a nuestro gusto y el trasero también. Además, sus dimensiones lo hacen apto para personas de gran envergadura, cosa que no ocurre con otros quads, como el Blaster.
🔴 En el apartado de equipación, el Banshee es un desastre, arranca a pedal con facilidad y, al margen de un clausor y las luces, no tiene nada más. Hubiera sido interesante equiparlo con un depósito de aceite para la mezcla separada, o de una batería para alimentar las luces, pero es que este quad no hace ostento a las comodidades en ningún momento, ha nacido para competir y, en competición, sobran los botones y las lucecitas.
🔴 Otro punto a revisar, sería el del freno de parking, que, al igual que en otros modelos, se gasta con solo mirarlo. Hay que estar tensándolo constantemente y al final, optas por no utilizarlo. A diferencia del Blaster (que clava las ruedas delanteras), éste sólo actúa sobre el eje trasero.
🔴 Concluyendo, decir que este quad es ideal para todos aquellos que busquen emociones fuertes renunciando a otros factores que incitan más a la comodidad o tranquilidad, como puedan ser el arranque eléctrico o la marcha atrás. El que se quiera iniciar en la competición o rodar fuerte en los caminos, encontrará en el Banshee un aliado perfecto. Además, existen en el mercado infinidad de accesorios para equiparlo a nuestro gusto.
👍 Nos ha gustado:
• Conjunto general
• Motor potente
👍 A mejorar:
• Instrumentación nula
• Consumo excesivo
• Ausencia de marcha atrás

Acerca de autoquad

también puedes ver

SUZUKI VINSON 500 2002

 Este artículo está extraído de la web quadszone.com. Su autor es Toni Giménez, creador de …

KAWASAKI LAKOTA 300

 Este artículo está extraído de la web quadszone.com. Lo escribe Sergio Pina (Quadcrazy), colaborador de dicha web. …

Un comentario

  1. Un clásico contemporáneo, una leyenda.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *